6 de agosto de 2009

QTPC: David y Goliat

Muchas veces hemos dicho que la libertad de prensa es el barómetro que permite medir el nivel general de libertad de que goza un pueblo. Allí donde la libertad de prensa retrocede o padece restricciones no tardan en desmoronarse la convivencia democrática y el Estado de Derecho. Hay una interrelación profunda y permanente entre la existencia de una prensa independiente y libre de tutelas y cortapisas políticas y la consolidación de un sistema institucional maduro y democrático.

La opinión pública debe cerrar filas en su apoyo al periodismo libre y no debe transigir con las restricciones que impone, a menudo, por vías directas o indirectas, el poder político. No debemos olvidar que la libertad, en definitiva, es una sola. Y que toda imposición autoritaria contra el periodismo encubre, siempre, un ataque a la democracia y una pretensión de controlar y hasta anular los derechos de los ciudadanos. Sin prensa libre no hay democracia y, finalmente, tampoco hay ciudadanos.

(Editorial del diario LA NACION del 03 de Mayo de 2007, La libertad de prensa.)



Un disparate.

Nos vemos

3 comentarios:

  1. María Lujan6/8/09 18:22

    Un disparate es que quieran imponer una reforma a la ley de radiodifusión. Dan lástima todos los peronistas. Aguante Pando.

    ResponderEliminar
  2. Filo compañero, estamos en una batalla legal y política. Como dije en otros comentarios estoy re podrida de que me digan qué tengo que opinar y hasta pensar me cansé esto no puede ser, hay que resistir de alguna manera.
    cariños compañero !!!

    ResponderEliminar
  3. MAria Lujàn, los peronistas no somos ni sectarios ni excluyentes. Naturalmente, la ley de radiodifusión creada por la dictadura le viene muy bien a gente como vos y como Pando. No se puede ser tan reaccionario de pretender dictar càtedra de libertad de expresión y promover la censura.

    Mery, y si. Uno de los lemas del club es: despacio, de a poco, con suavidad pero con criterio. Y aquí, debemos resistir desde el silencio (en cuanto a no ser contestarios) y desde la prédica. Enseñando, mostrando el camino a los que vienen. Nos tienen que reconocer por las huellas que dejamos. Acordate lo de Cooke, las oligarquias quieren un pueblo sometido desde el analfabetismo.

    Retribuyo tu cariño.

    ResponderEliminar

No se aceptan comentarios anónimos. Gracias por participar