27 de julio de 2008

DESPUES DE COBOS Y ALBERTO FERNANDEZ

Dice Dalmacio “No hay peores batallas que las que se libran cuando una guerra ya está definida. Pero esas batallas son las más importantes. Definen los límites que se usarán durante la paz. Por eso fueron importantes todos los actos, todas las discusiones, toda la militancia: porque había que marcar las nuevas fronteras de la mejor manera posible. Las fronteras del Estado, las fronteras de gobierno, las fronteras del proyecto. Alguien tenía que firmar el cese de las hostilidades para evitar una libanización del conflicto.

Haciendo cuentas, salió barato. Mandarse al ataque sin comprender que así como el alfonsinismo era hijo de la derrota de la dictadura, el kirchnerismo lo es del colapso del neoliberalismo; podría haber sido mucho más nocivo. Hace falta construir mucho más para poder transformar la matriz de poder en Argentina. Es triste pero es cierto que aquí y ahora, después de doce años de reforma del estado y ajuste estructural, después de la crisis social, económica y política, subir las retenciones, reformar la ley de medios o tan siquiera tener una política exterior ligeramente latinoamericanista es como tomar el cielo por asalto.

El resultado de la votación del senado no es bueno por efecto de algún tipo de dialéctica. Lo es porque, aunque implica una vuelta al punto de partida, abre más posibilidades de reconfigurar el escenario político a través de la acción de gobierno y de la articulación política que lo que hubiera permitido la ratificación de la resolución. Puesto en otras palabras: luego de casi cuatro meses de conflicto la “traición” de Cobos era la condición necesaria para que el gobierno de CFK tuviera la posibilidad de retomar la iniciativa política en el corto plazo.”

Alberto Fernández se fue en un final previsible. Pero pocos alejamientos de un cargo oficial repercuten tanto en el mapa de los medios como el de AF. Existe una interna sutil y feroz al mismo tiempo, para ver quién es el que maneja las relaciones con los medios. Leí el informe de Enciclomedios y los transcribo:

1. En una primera lectura resulta el primer damnificado es el Grupo Clarín. Fernández fue mucho más que un aliado circunstancial de Clarín. Fue su protector en todo sentido: en los negocios y en lo periodístico. Había periodistas del Grupo cuya única función era reflejar la opinión de Fernández como la única verdad oficial y la única verdad de la realidad. Fernández frenó en los últimos tiempos varias movidas anti- Clarín. Fue el impulsor de la renuncia de Julio Bárbaro en el COMFER y desautorizó la ofensiva de Gabriel Mariotto a favor de reordenar la grilla de cable, tal como pedía el Grupo. Los enemigos de Clarín siempre resultaban los mismos de Alberto: Guillermo Moreno –cuya renuncia el diario y Telenoche vienen anunciando desde hace una semana-, Julio de Vido (aunque el Ministro tiene su línea de llegada también con la calle Piedras) y Ricardo Jaime, sin olvidarnos del caso Skanska y las valijas de Antonini Wilson. La "simbiosis" entre Clarín y Fernández era tan grande, que dentro del gobierno y de Clarín se decía que "Alberto F. era el Jorge Rendo –en referencia al Director de Asuntos Institucionales del Grupo- del kirchnerismo". Los hechos demuestran otra cosa. Por estas horas todavía no se sabe quien tomará las banderas "pro-Clarín" dentro del kirchnerismo (situación que ha sucedido y sucederá con todas las administraciones). Durante las tres horas en la que hubo Jefe de Gabinete, Clarín apostó todas sus fichas a que el cargo sería ocupado por el Ministro del Interior, Florencio Randazzo.

2. Otro posible defensor de los intereses de Clarín podría resultar el flamante Jefe de Gabinete Sergio Massa. De hecho Massa ya fue interlocutor oficial del mundo K ante Clarín hace dos meses. Fue durante una reunión que tuvo lugar en las oficinas del consultor de imagen Cesar Mansilla. Enviado especial de Néstor Kirchner, Massa se reunió con Jorge Rendo para buscar calmar la guerra en el medio de la disputa por el campo. Todavía hoy se desconocen los alcances del supuesto acuerdo sellado por Massa-Rendo, aunque los rumores señalan que el hombre de Clarín se llevó el compromiso de que la aprobación de la fusión CableVisión-Multicanal no tendría marcha atrás. Si fue así, no ha quedado todavía claro que se llevó el kirchnerismo a cambio, a la luz del trato que recibió del mundo Clarín en el último mes.

3. Pero… Massa construyó su meteórica carrera política, de la mano del Grupo Hadad. Como titular de la ANSES, atendía los reclamos de los jubilados a través de los micrófonos de Radio 10. Recibió un fuerte apoyo para ganar y después gobernar la intendencia de Tigre tanto de la radio como de Infobae y C5N. De hecho su primer reportaje en el estudio de un canal de televisión en vivo como jefe de gabinete fue en C5N y no en TN, donde salió grabado. Massa, un dirigente político mediático como pocos, tendrá su primer examen caminando a dos aguas entre ambas orillas. Buena parte de su suerte se jugara en esta batalla.

4. Supuestamente confirmado por la Presidente CFK, Pepe Albistur estaba hasta públicamente enfrentado con Alberto Fernández desde hace tiempo. Ninguno de los dos estaba de acuerdo con lo hecho por el otro en materia de medios. Albistur consideraba que la actitud de Alberto F. a favor de Clarín no ayudaba al gobierno. Al revés, Alberto consideraba que el manejo de la Secretaría de Medios de Albistur no era el mejor y recordaba que había llegado al gobierno gracias a su gestión, cuando Néstor Kirchner dispuso que la Secretaría dependiera de la Jefatura de Gabinete y no de Presidencia.

5. Precisamente uno de los interrogantes acerca del futuro de Albistur es confirmar si la Secretaria de Medios, como sucedió con todos los gobiernos vuelve a depender de Presidencia de la Nación, gozando su titular de un rango de ministro. Albistur esta trabajando para lograr ese objetivo. De lograrlo, estaría generando una inesperada pérdida de influencia para la flamante Jefatura de Gabinete de Sergio Massa.

6. La ida de Alberto F. plantea interrogantes sobre otras influencias del ahora ex jefe de Gabinete. La primera consecuencia es el alejamiento de Rosario Lufrano de Canal 7. Otro interrogante sin respuesta es a quien responderá Página 12, cuya línea editorial en los últimos tiempos respondió a Fernández (habitual proveedor de información y papeles oficiales a Horacio Verbistsky).

7. Otro inesperado beneficiado circunstancial por las consecuencias de la ida de Alberto F. es justamente Gabriel Mariotto. No es el primer golpe de suerte del año de Mariotto: llegó al COMFER de la mano de Albistur después de una fuerte campaña de Alberto F. en contra de Julio Bárbaro, fomentada por Clarín. Finalmente a Clarín la jugada le salió mal, porque Mariotto rápidamente adoptó una postura independiente. Reordenó la grilla de la TV por cable, preparó el borrador de proyecto de apertura de los pliegos de la TV por Cable, revisó de la fusión todavía no aprobada por el COMFER entre CableVisión y Multicanal y avanzó con un proyecto de Ley de Radiodifusión al que Clarín teme. En resumen, para Clarín, Mariotto representa el eje del mal (de sus intereses). La ida de Alberto F. por lo tanto le daría a Mariotto más juego, aunque las decisiones finales sobre sus temas dependen directamente de la Presidente. El único intermediario en esa relación es Albistur".

Por último para bien de unos y mal de otros, el proyecto de la nueva Ley de Radiodifusión no contempla el “triple play” denominación técnica de la convergencia a través de un mismo cable de los servicios telefónicos, de internet y TV Paga (G. Mariotto dixit 24.07.08).


No hay comentarios: